¿Por qué corremos?

Recomiendo ver este video. Para los no corredores entiendan lo que sentimos los verdaderos runners!

YouTube Preview Image

EL CORRER, FUENTE DE BUENAS SENSACIONES
– Después de realizar varios kilómetros suavemente uno se encuentra mejor, más relajado y en paz consigo mismo.
– Mejora la salud, el bienestar físico y el psíquico.
Entrenando regularmente y durante varios meses consecutivos se consiguen grandes cotas de salud y de bienestar. La buena salud sólo se echa en falta cuando no se tiene y los que han empezado a correr en su madurez son los que más la valoran. Así les ocurre a algunos corredores, que después de años fumando y de no hacer ejercicio, en los que se agotaban casi de inmediato ante el mínimo esfuerzo, cogían todos los resfriados, estaban siempre con ardores, dolores de cabeza, dolores de espalda, de tobillos, pesadez de piernas, agotamiento continuo, casi siempre de mal humor; pasan a otro estadio gracias a la carrera a pie.

En pocos meses se incrementa espectacularmente el vigor físico, aunque se siga fumando, se respira mejor, no se agota uno tan rápido, se padecen muchos menos resfriados, duermen más y mejor, se convierten en relojes cuando tienen que realizar sus deposiciones, comen lo que les da la gana, se pueden permitir excesos sin notarlo, les desaparecen los dolores de cabeza y los dolores musculares, las piernas dejan de pesarles y tienen mejor humor. Todo esto es bienestar y salud, aunque no significa la felicidad, pero te puede acercar un poquillo más a ella. No todo son ventajas, pues correr también provoca inconvenientes y uno de ellos son las pequeñas lesiones musculares. El ejercicio aeróbico que se procura con la carrera es el más eficiente para limpiar las arterias de impurezas. Aquellas personas con problemas de obesidad o de obstrucción en las arterias encontrarán en la carrera su mejor aliado, en pocos meses de entrenamiento notarán las mejoras y en algunos años las pueden limpiar. Lo mismo se puede decir con los pulmones: en recientes investigaciones realizadas en Gran Bretaña con más de 25.000 fumadores se pudo comprobar que aquellos que dejan de fumar, aunque lleven más de diez años haciéndolo, y realizan ejercicios aeróbicos pueden limpiar sus pulmones en dos o tres años.

Salut!

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà